¿Es un centro de planchado adecuado para mí?

en PLANCHA

En los últimos años hemos visto un aumento cuantitativo de los centros de planchado tanto en las tiendas como en los hogares, pero ¿qué es lo que aporta realmente un centro de planchado?

Beneficios de un centro de planchado frente a una plancha tradicional

Los centros de planchado, también conocidos como planchas de caldera poseen algunas ventajas respecto a las planchas convencionales básicamente por su potencia y mayor efectividad que una plancha común.

La clave del planchado es el vapor, es por eso que los depositos de los centros de planchado son más grandes y están separados de la plancha por lo que plancharás con menos peso, el agua durará más tiempo y usarás más vapor en cada pasada.

Ese aumento de vapor será lo que haga que tu ropa se planche con mayor facilidad, ahorrando así tiempo en cada pasada. Además podemos planchar de manera vertical eliminando arrugas en prendas delicadas sin que rocen la plancha, solo con su vapor.

Lo que menos nos gusta de un centro de planchado

Aunque tiene muchas cosas buenas, no podían ser todo ventajas. Lo cierto es que los centros de planchado ocupan mucho espacio, la ventaja de que tengan la caldera del agua por separado hace que su almacenamiento en casa sea más complicado.

Lo que tampoco se puede comparar con una plancha tradicional es el precio. Si estas las encontramos desde unos 30€, el centro de planchado más barato no baja de los 100€ lo que nos hace plantearnos si realmente planchamos tanto como para hacer esta inversión.

¿En qué fijarnos al comprar un centro de planchado?

Hay tres cosas fundamentales en las que deberíamos fijarnos a la hora de comprar un centro de planchado. La primera sería la capacidad de la caldera, ya que cuanto mayor sea esta más agua permite almacenar, más vapor generaremos y menos veces tendremos que parar a recargar el deposito.

Otra cosa que tendremos en cuenta es la presión a la que el aparato suelta el vapor. A mayor presión mejores resultados y es básicamente lo que determina el precio del aparato. La presión ideal es de cuatro bares, aunque en el mercado podemos encontrar centros de planchado con dos y tres bares.

El vapor es tan importante a la hora de planchar que lo debemos tener en cuenta. Hay modelos que incorporan tanto el vapor contínuo como el vapor por pulsación y hay otras que solo ofrecen este último.

Como conclusión creemos que un centro de planchado es interesante en hogares en los que se planche una gran cantidad de ropa y para aquellas personas que realmente les guste ir sin ninguna arruga, si eres de los que plancha de vez en cuando, probablemente no vayas a sacarle todo el partido tras la inversión económica que supone.


Última actualización: 22/11/2017 a las 13:56. Todos los precios son actualizados diariamente.